Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Juan Francisco Campuzano Vélez - jcampuzano@larepublica.com.co viernes, 30 de abril de 2021

El despacho destacó que la oposición carecía de fundamento argumentativo. La marca opositora fue cancelada en febrero de 2021

La cadena de restaurantes Muy, reconocida por la venta de almuerzos ejecutivos caseros bajo el formato de comida rápida, se enfrenta en este pleito de marcas a Italo, quien se opuso al registro de la nueva línea de pizzerías de Muy.

A la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) se presentó Restaurante Muy SAS, con el fin de registrar la marca Pixi (mixta) para distinguir productos y servicios comprendidos en las clases 30 y 43 de la Clasificación Internacional de Niza. Esas clases corresponden a fabricación de pizzas y servicios de restaurante respectivamente.

Comestibles Italo S.A. se opuso al registro de la clase 30, con fundamento en que la marca Pixi reproduce de forma casi idéntica una marca que ya protegen: Dixi, de carácter nominativo.

Este no es el primer pleito que Italo libra en la Superintendencia de Industria y Comercio.

Según la opositora, la solicitud es semejante en grado de confusión con la marca Dixi, pues según ellos “es claro que el signo solicitado reproduce tres de las cuatro letras que componen su marca en una misma posición y orden, sin que el cambio de la letra ‘D’ por la ‘P’ genere algún cambio que permita su diferenciación”, escribieron.

Según Italo, la configuración fonética es de un alto grado de confundibilidad, y está basado en el sonido que produce la doble ‘I’; Pixi y Dixi, según ellos, suena igual.

En cuanto a la conexidad competitiva, dijeron que, al pertenecer a la clase 30, hay una estrecha relación de sus productos, incrementando más la confundibilidad para el consumidor. Dixi protege insumos como harina, y productos como confitería y helados.

LOS CONTRASTES

  • Juan Carlos Torres IbarraSocio de Buritica Abogados

    “La cancelación de la marca por falta de uso es uno de los medios de defensa ante una oposición. Muy hizo bien en despejar el camino para el registro de Pixi por la cancelación de la marca opositora”.

La solicitud se distingue por un color naranja y una figurita de un monstruo de tres patas, colmillos, antenas y con una cresta en su espalda. Esa identidad es usada en todos los espacios de comercialización de Pixi, incluso en su página web, por lo que negar su registro es reconocer una confundibilidad que no existe. En contraparte, dijeron que Dixi, de la oposición, al ser nominativo, no tiene elementos distintivos.

Muy dijo que el argumento de conexidad se desarma porque las actividades de las compañías en pleito son distintas: Muy es una cadena de restaurantes que opera en su mayoría a domicilio, mientras que Italo es una productora y distribuidora de dulces y alimentos procesados.

Este es un caso particular, pues la SIC desestimó casi que de inmediato los argumentos opositores sin un análisis del pleito, pues encontró que DIxI fue cancelada en febrero. Por eso, y por no haber confundibilidad con una marca que ya no existe, dio el registro de Pixi.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.