Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

José González Bell - jgonzalez@larepublica.com.co lunes, 21 de octubre de 2019

La mayoría de las personas no conocen o son conscientes de la importancia del ahorrar.

Baker McKenzie, firma global de servicios legales, anunció recientemente a un nuevo socio en el área de Banca y Finanzas en Colombia. Se trata de Ricardo Trejos Robledo, cuya área de especialización son los créditos estructurados, la formación de fondos de capital privado, la regulación financiera y el Project Finance.

Trejos habló con AL sobre los retos que enfrenta el área en el país y si las normas financieras establecidas son atractivas para la inversión en el territorio nacional, entre otros temas.

¿Cuál será su aporte como nuevo socio de Baker Mckenzie?
Mi aporte como nuevo socio representa la complementación de nuestro plan para capturar una parte mucho más significativa del mercado de banca y finanzas. Mi experiencia transaccional, particularmente en temas de financiación de adquisiciones y créditos sindicados; y en regulación financiera y fondos de capital privado, suma y complementa a nuestro esfuerzo por atender todos los sectores de nuestro mercado.

¿Qué clientes ha asesorado en este área durante su trayectoria?
Durante mi trayectoria, he tenido la oportunidad de asesorar a clientes muy variados. Para nombrar algunos: PayPal en el ecosistema de pasarelas de pagos y fintech; Scotiabank Colpatria en temas tanto regulatorios como transaccionales; Brookfield Asset Management en temas de financiación de adquisiciones; Bonus Banca de Inversión en créditos estructurados y formación de fondos de capital privado, para resaltar algunos.

¿Cuáles considera que son los retos del área de banca y finanzas en Colombia?
Nosotros queremos ser el principal socio para la gestión de riesgos y oportunidades legales en el mercado colombiano. La percepción que tenemos del mercado es que ha estado concentrado en un muy limitado número de competidores, que muchas veces representan por la mañana a un banco en una transacción y por la tarde representan a otro cliente frente a ese mismo banco. Eso no le conviene ni al cliente, ni al banco.

Por otra parte, tenemos unas metas de crecimiento muy ambiciosas: queremos doblar nuestra participación en el mercado en términos de ingresos del grupo de banca en tres años, en un momento de incertidumbre económica global.

¿La regulación financiera en Colombia es atractiva para la inversión?
Colombia cuenta con jugadores internacionales en el sector financiero (Itaú, Scotiabank, J.P. Morgan, por mencionar algunos). Recientemente, un inversionista adquirió la AFP Colfondos y otro adquirió una participación significativa en Alianza Fiduciaria.

Pero hay temas por mejorar. Por ejemplo, la carga administrativa regulatoria en términos de gobierno corporativo es igual para un banco que para un proveedor de infraestructura, como por ejemplo un administrador de un sistema de negociación de divisas. Eso no tiene sentido.

Uno de los principales temas de discusión es si se requiere de licencias modulares o por actividad y no por entidad como existe hoy. Eso permitiría que la carga regulatoria sea diferenciada para quienes solo atacan un segmento o actividad en lugar de tener que asumir la totalidad del costo regulatorio de una entidad, como por ejemplo un banco. No es un tema fácil, porque se quiere incrementar el número de participantes en el mercado, pero hay que andar con cuidado para no generar asimetrías regulatorias que castiguen a los jugadores tradicionales.

¿Qué hace falta para que los fondos de inversión colectiva sean más atractivos?
Entre muchos factores, yo quisiera resaltar dos que afectan principalmente a las personas naturales. Hace falta ahondar en educación financiera. La mayoría de las personas no conocen o son conscientes de la importancia del ahorrar y hacer inversiones como un mecanismo de acumular capital. Aún en el sector más educado de la población, la primera opción de inversión, siempre es una inversión inmobiliaria.

El segundo es trabajar en los temas de percepción del sector financiero. A pesar de que Colombia tiene un sector financiero muy saludable, el público en general tiene recelos hacia las instituciones financieras.

Hay que revisar qué se puede mejorar en la transmisión del mensaje para que la gente confíe más.

¿Qué sectores de la economía han tenido un mayor uso de Project Finance?
El principal sector que ha hecho uso del Project Finance es el sector de la infraestructura y, en particular, el sector de carreteras por el impulso que se dio con el programa de las obras 4G. Sin embargo, hay otros dos sectores que creemos utilizarán la metodología de Project Finance: los proyectos de generación de energía eléctrica, incluidos los de generación con fuentes no convencionales, y la infraestructura social (colegios, hospitales, prisiones y otros).

¿La banca apostará por proyectos luego de Odebrecht?
El laudo respecto del proyecto Ruta del Sol II tiene a la banca financiera tradicional en una especie de pausa. En el fondo los cálculos de lo que debía reconocerse al concesionario fue castigado en más de un billón de pesos y eso castigo lo sufrieron principalmente los bancos. La idea era que el tribunal reconociera el valor de las obras efectivamente realizadas, menos la remuneración y pagos recibidos por la concesionaria.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.