Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Colprensa Martes, 15 de octubre de 2013

La Red Ver de Veedurías Ciudadanas denunció que a pesar de que el congresista Óscar De Jesús Marín perdió hace tres meses pasado su investidura parlamentaria, este exmiembro de la Comisión Segunda de la Cámara de Representantes y de la Comisión Legal de Cuentas de esa misma corporación, sigue recibiendo salario sin ir a trabajar.

“Red Ver sienta su voz de protesta, pues no solo el parlamentario Óscar de Jesús Marín perdió su investidura hace tres meses, sino que ahora inclusive se apresta a cobrar la prima que con retroactividad le otorga el Gobierno Nacional a los congresistas y que asciende a casi $8 millones”, manifestó el director de la red, Pablo Bustos Sánchez.

La situación, según agregó el veedor, se debe a “la actitud dilatoria del Consejo de Estado frente a recursos amañados que se han interpuesto y completamente infundados”.

En ese sentido afirmó que la sanción máxima para un congresista, que es la ‘muerte política’, “la estamos es premiando mediante el pago de salarios y primas que en su momento fueron declaradas ilegales por el Consejo de Estado y que avanzan en el terreno de la mayor ilegitimidad, como es la prima que el Gobierno Nacional, les acaba de conceder a los congresistas y altos servidores del Estado”.

En su decisión, conocida en julio, la Sala Plena del Consejo de Estado decretó la pérdida de investidura del representante a la Cámara por Antioquia, al determinar que siendo presidente de la Comisión de Cuentas de dicha Corporación votó para que una investigación en su contra, que adelantaba la Contraloría de en su departamento, pasara a la Contraloría General en Bogotá.

La decisión, con ponencia del magistrado Hernán Andrade, acogió los argumentos de la Procuraduría en este caso y decretó la muerte política en contra de Marín, pues encontró probado un “conflicto de intereses”.