Jueves, 29 de junio de 2017

Según informó José Luis Londoño, delegado para la propiedad industrial de la SIC a RCN Radio, “una de las razones por las cuales estamos protegiendo el bocadillo veleño es por su definición, porque no es lo mismo vender un veleño que un bocadillo tipo veleño”.

El bocadillo veleño se produce en Moniquirá (Boyacá) y en cuatro municipios de Santander. Por medio de esta resolución, los productores veleños, agremiados en Fedeveleños, estarán en la facultad de interponer acciones contra quienes pretendan vender productos bajo ese nombre sin que sean auténticos. En el país hay más de 20 Denominaciones de Origen Protegidas(DOP) pero solo hay cinco que son administradas por organizaciones.

Londoño también explicó a RCN Radio que gracias a este nuevo estatus es posible que tanto el precio del producto como su demanda aumenten, “los consumidores están dispuestos a pagar más por los productos que tienen Denominación de Origen, se espera que el precio suba y aumente la demanda, pero esto tiene mucho que ver una estrategia comercial”.