Colprensa

Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Laura Neira Marciales - lneira@larepublica.com.co martes, 1 de octubre de 2019

Expertos dicen que documento podría no tener validez

Después de que se conocieran los errores en las fotografías del dossier de 128 páginas presentado por Iván Duque en la asamblea de la Organización de Naciones Unidas, como parte de las pruebas sobre la “penetración del ELN en escuelas” de Venezuela y del apoyo del régimen de Nicolás Maduro a los grupos armados ilegales, se ha cuestionado la validez del documento, así como el impacto que se buscaba tener al presentarlo en un espacio de debate internacional.

Andrés Pérez, doctor en ciencia políticas, explicó que “la deslegitimación no se da solo por el error en las fotos que no corresponden al lugar o fecha que se decía en el informe, sino también a la renuncia del encargado de inteligencia, pues hacia afuera eso le resta credibilidad a la denuncia del presidente Iván Duque” y agregó, “aunque nadie duda de lo que dice el dossier es cierto, con esto se perdió una oportunidad de oro, de llevar a la comunidad internacional a un paso más allá del que estamos ahora que es solamente la condena”.

Por su parte, Alexander Macías, editor de paz y derechos humanos del periódico El Colombiano resaltó que “el foco del gobierno no debería estar en sacar más fotos y pruebas para probar que el ELN está en Venezuela, eso ya lo sabemos, lo que deberían hacer es reconocer el error, porque ese documento se fue sin revisión”.

Además, afirmó que “este dossier tenía unas personas a cargo de su revisión, para asegurarse de que la información que se presentara fuera fidedigna, y con esto se demuestra que el informe se publicó sin revisión de los asesores más cercanos al gobierno, por lo que los responsables deberían responder por ello”.

Esto se vio cuando la cúpula militar y altos funcionarios estatales comenzaron a presentar una serie de nuevas imágenes que según afirmaron corresponden al cabecillas de esa guerrilla en Venezuela, pero no quisieron aceptar las preguntas realizadas por la prensa.

Por su parte, Carlos Holmes Trujillo, canciller de Colombia, afirmó que “vamos a volver al Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos, vamos a ir a la Unión Europea, vamos a ir bilateralmente a los países con los cuales tenemos relación diplomática para mostrar todos hechos que amenazan la paz y la seguridad de la región”.

Con respecto a las imágenes el canciller redujo esto a un asunto de créditos en los pie de fotos y aseveró que se va a hacer una actualización del documento para que quede con “fotos propias de la Fuerza Pública”.

LOS CONTRASTES

  • Alexander MacíasEditor de paz y derechos humanos en El Colombiano

    “El foco del gobierno no debería estar en sacar más fotos para probar que el ELN está en Venezuela, eso ya lo sabemos, lo que deberían hacer, es reconocer el error, porque ese documento se fue sin revisión”.

El presidente respondió a la polémica diciendo que “es importante que se esclarezca, pero más allá de la foto que me parece que es anecdótica dentro del dossier, lo que realmente muestra el documento es la ubicación de los cabecillas en Venezuela, la ubicación de las pistas del narcotráfico, las rutas del narcotráfico, denuncias de ciudadanos venezolanos y, adicionalmente, las reuniones clandestinas que han tenido miembros de esas organizaciones criminales para planear actos delictivos hacia Colombia desde territorio venezolano”.

Sin embargo, en su respuesta el mandatario no hizo referencia a la segunda foto, que tampoco corresponde con lo mencionado en el dossier.

Esta imagen corresponde a un trabajo de la agencia AFP, la cual aseguró que fue la fotografía fue tomada por uno de sus reporteros en Colombia, y no en Venezuela. A este respecto France-Presse, comentó que la ubicación de la imagen es la región del Catatumbo, fronteriza con Venezuela”.

Luis Robayo, fotógrafo de agencia de noticias AFP dijo que “esta foto la tomé el 20 de septiembre de 2018 en un viaje que hice a la región del Catatumbo para hacer un reportaje”, al ser entrevistado en La FM.

Antecedentes

Los subversivos del grupo ELN respondieron sobre su versión de las fotos ante la polémica. El grupo al margen de la ley explicó que algunos de quienes aparecen en la imagen están muertos, desmintiendo que en el tiempo mencionado por el presidente Iván Duque se hubiese podido lograr la fotografía. La organización no específica una fecha exacta, sin embargo, en una misiva resaltó que “está claro que fue entre 2001 y 2003, en el Departamento Nariño de Colombia”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.