Colprensa

Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Vanessa Pérez Díaz - vperez@larepublica.com.co lunes, 5 de abril de 2021

La Sala Laboral dejó en firme la necesidad de reparar al coronel (r) Jorge Hilario Estupiñán tras afirmaciones hechas en un programa radial

En febrero de este año, la Sala Civil de la Corte Suprema de Justicia le dio la razón a la periodista Vicky Dávila, quien se salvó de pagar una indemnización al coronel retirado Jorge Hilario Estupiñán por una presunta vulneración a su buen nombre.

Hoy, esta medida fue revertida por la Sala Laboral, la cual dejó en firme la necesidad de reparar al oficial tras una serie de declaraciones y opiniones que hizo la periodista Dávila en su programa de radio en RCN Radio.

"Cuando en el ejercicio de la profesión periodística, se cumpla una labor investigativa, la divulgación de la información debe hacerse con total responsabilidad social y ética, evitando direccionar o incidir en los resultados de investigaciones que por competencia es asumida por los órganos encargados para ello, y que prevé nuestro ordenamiento jurídico; pues lanzar juicios de valor incriminaciones que riñen con la imparcialidad, puede contribuir a desencadenar conflictos o violaciones de los derechos fundamentales”, dijo parte del fallo.

Puntualmente lo que informó Dávila es que Estupiñán estaba involucrado en casos de corrupción, acusaciones que lo generaron su salida de la Policía. Pasó el tiempo y el oficial fue declarado inocente (tanto penal como disciplinariamente según informó Colprensa) y a raíz de eso el Tribunal Superior de Bogotá dijo que la periodista debía hacer la reparación a la víctima.

También se condenó a la cadena radial para la que trabajaba Vicky Dávila, sanción que ascendió a $160 millones. Cuando se anunció esta decisión, la periodista presentó una tutela y esa fue a la que le dieron la razón, pero hoy revierten.

La sentencia, que tuvo ponencia del magistrado Gerardo Botero, agrega un tema sobre la libertad de expresión. "La garantía a la libertad de expresión, en cualquiera de sus connotaciones, aunque ampliamente protegida por el derecho nacional e internacional, no significa que esté desprovista de limitaciones, y que en el evento de abusar en el ejercicio de la misma no le acarree una responsabilidad al comunicador".

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.