Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Jueves, 3 de mayo de 2018

A Colombia solamente le falta la aprobación del Comité Económico y del Consejo para ser miembro de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (Ocde). La entrada de Colombia al “club de las buenas prácticas” será un sello de calidad en sus diferentes políticas y legislación incluyendo la contratación pública.

La entrada del país a la Ocde implica alinear sus prácticas con los estándares de esta organización. Esto incluye, entre otros, cumplir con el marco normativo de la Ocde en materia de contratación pública.

El Comité de Gobernanza Pública de la Ocde, dio el visto bueno en mayo de 2017 para que Colombia sea miembro de la organización. Lo anterior, significa que el país tiene el potencial para que sus prácticas en contratación estatal cumplan con los estándares de la organización. De igual manera, siguiendo las recomendaciones que hizo la Ocde en 2016, el país está comprometido a mejorar sus prácticas en contratación pública.

¿En qué puntos debe mejorar Colombia en contratación pública?
Para comenzar, Colombia debe mejorar sus prácticas de prevención y manejo de conflictos de interés. Lo anterior, porque la legislación colombiana regula este tema de forma dispersa por medio del su régimen de inhabilidades, incompatibilidades e impedimentos y en el régimen disciplinario, entre otros. Para esto, la Ocde recomienda que en la legislación se adopte una única definición de conflicto de interés en la legislación de contratación estatal y que ésta sea general y no una lista taxativa de causales.

La Ocde también resaltó que, en el país, a nivel regional y municipal, una gran parte de los contratos se adjudican mediante contratación directa. Ejemplo de lo anterior, es el hecho de que en 2017 aproximadamente el 70% de la contratación en los entes territoriales se realizó mediante contratación directa, de acuerdo con información de la Auditoría General de la República. Para mejorar en este aspecto, el aumento de la utilización de las herramientas de Colombia Compra Eficiente en los niveles regionales y subregionales podría incentivar el uso de otros procesos diferentes a la contratación directa como por ejemplo el uso de pliegos tipo que hace más eficiente los procesos de contratación.

Adicionalmente, el país debe seguir mejorando en transparencia y participación. Según información de la Auditoria General de la República, en 2017 la contratación directa aumentó de forma general en el país. Para esto el país debe implementar herramientas de seguimiento y control para que esta figura se aplique de manera excepcional como lo establece la legislación en contratación estatal.

Por otra parte, la Ocde también recomendó al país simplificar y estandarizar los procesos de contratación pública. En este tema, gracias a Colombia Compra Eficiente, el país ha avanzado en el uso de acuerdos marco y pliegos de condiciones tipo. Asimismo, la Ley 1882 de 2018 establece la adopción de pliegos tipo en los procesos de selección e interventoría para las obras públicas. El país y sus entidades deben estimular el uso de estas herramientas en los procesos de contratación estatal.

Al entrar a la Ocde, Colombia deberá seguir mejorando la calidad de sus prácticas en contratación estatal. El ingreso a la organización no solo ayudará a que el país tenga un marco legal y una práctica acorde con las recomendaciones de la organización, sino que también le dará la oportunidad a Colombia de aprender de la experiencia de otros países miembros de la Ocde.