Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

  • Juan Miguel Durán Prieto

lunes, 21 de abril de 2014

Es así como, el Gobierno Nacional con el Decreto 101 de 2000, delega en la Supertransporte la función Presidencial de vigilar y controlar la prestación del servicio público en beneficio de la seguridad, accesibilidad y calidad del transporte y del cumplimiento de la puesta en servicio del plan de recuperación en el rezago de la infraestructura de transporte.

La protección del Estado a los usuarios del transporte tiene su origen en los derechos a la libre movilidad de los ciudadanos y de sus bienes consagrado en la Constitución Política Colombiana, para tal efecto, el estatuto de transporte delega en terceros bajo el cumplimiento de unos requisitos de habilitación, la prestación del servicio; de igual forma, el estatuto de contratación da facultades a privados concesionarios para construir, administrar, operar y explotar comercialmente la infraestructura de transporte.

Los empresarios habilitados para prestar el servicio público de transporte y los concesionarios de infraestructura, por la naturaleza de la actividad que desarrollan se convierten en sujetos de la vigilancia de la Supertransporte para el cumplimiento de las normas nacionales e internacionales que regulan dichas actividades, igualmente, de las normas para el desarrollo empresarial (Código de Comercio).

En este ámbito de competencia, la Supertransporte tiene conocimiento de las empresas de transporte terrestre de carga y pasajeros intermunicipal, mixto y especial; empresas de transporte aéreo, férreo y fluvial; concesionarios de infraestructura portuaria, carretera, férrea y aeroportuaria; servicios conexos y complementarios al transporte.

En las empresas de transporte, existen grandes brechas en sus estructuras empresariales y en el número y tipo de medios de transporte con que presta el servicio; casos de empresas muy grandes con estructuras administrativas de más de 3000 empleados, con impactos de 80% de participación en mercados estratégicos como es el transporte aéreo, con flotas de más de 70 aeronaves y otras cooperativas de transporte con un solo empleado, participación baja en mercados menos competidos y la vigilancia que se debe ejercer en cada contexto de forma específica.

Para la infraestructura concesionada desde el punto de vista empresarial, el panorama es más homogéneo, no obstante existen diferentes tipos de asociación, el modelo de contratación requiere un capital como aporte para invertir en la construcción de la infraestructura, la inversión se recupera vía servicios prestados. 

En algunos modelos como el portuario los concesionarios además deben pagar a la nación una contraprestación por el uso de la “zona de uso público”, en cuanto a la vigilancia del servicio derivado de la infraestructura se requiere especialización de los procesos dada la especialidad de las normas técnicas; los proyectos de infraestructura que pretenden modernizar los corredores de pasajeros y comercio exterior de carga del país son: Bogotá - Costa Atlántica; Bogotá - Buenaventura; Eje Cafetero - Costa Atlántica; Eje Cafetero - Cali; Cali - Sur del país; Bogotá -  Llanos Orientales; Bogotá - Santanderes; Santanderes - Costa Atlántica. Involucrando en ellos puertos marítimos y fluviales, infraestructura de carreteras, férrea y para el transporte fluvial.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.