Bloomberg

Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Esteban Feria jueves, 18 de febrero de 2021

Tras encontrar similitudes con el videojuego Halo de Microsoft, la SIC declaró fundada la oposición y negó el registro de Haloos

A la Superintendencia de Industria y Comercio se presentó Chongqing Junri Communication Technology Co. Ltd, solicitando el registro marcario de Haloos, para identificarse con la clase 9 de la Clasificación Internacional de Niza.

La compañía Microsoft Corporation a su vez presentó oposición al registro acogiéndose a las causales de irregistrabilidad del literal a) del artículo 136 de la Decisión 486 de la Comisión de la Comunidad Andina.

El gigante tecnológico argumentó en el requerimiento que la marca que se pretende registrar reproduce idénticamente a la marca de videojuegos Halo.

Es claro que un consumidor de esta categoría podría adquirir un producto del solicitante y erróneamente asociar su origen a los productos contramarcados bajo el signo Halo.

Aunque la diferencia entre ambos signos son las letras ‘o’ y ‘s’ al final, éstas no aportan la suficiente distintividad al signo, para evitar que un consumidor crea que ambas marcas provienen de la misma empresa, o que gozan de características similares, agregó la compañía.

Chongqing Junri Communication Technology no refutó a la oposición presentada por Microsoft, y la SIC procedió a realizar su análisis, en el que determinó que tanto el signo solicitado Haloos como la marca registrada Halo son signos arbitrarios y considerados similarmente confundibles, pues el solicitante presenta mas semejanzas que diferencias con el signo opositor.

La terminación OS de Haloos, además de no aportar distintividad, puede hacer referencia a los sistemas operativos, en inglés operating systems, productos que también se encuentran dentro de la cobertura que pretende identificar el solicitante.

Por eso la dirección considera que el consumidor se podría ver afectado por la estrecha conexión competitiva, pues el software como producto (clase 9) y el software como servicio (clase 42) o ambos al tiempo, suelen ser productos y servicios que empresarios directamente dedicados al software ponen en el mercado.

Existe una estrecha conexión competitiva entre ambos signos pues coinciden en que sus coberturas amparan un software como producto, lo que concluye una finalidad idéntica.

LOS CONTRASTES

  • Eduardo Cabrera GordilloSocio de Sergio Cabrera Abogados

    “Las marcas de fantasía tienen mayor fuerza de oposición, en este caso, Halo de Microsoft, al no tener significado propio defendió exclusividad en la industria tecnológica”.

Es claro que el análisis comparativo debe ser riguroso pues a mayor similitud de los signos, debe existir mayor diferencia entre los productos, lo que no sucede en este caso.

Por esta razón, la SIC decidió aceptar la oposición de Microsoft y negar el registro de la marca Haloos para identificar software y derivados.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.