Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Juliana Ramírez Prado - jramirez@larepublica.com.co jueves, 16 de abril de 2015

Con esta iniciativa, las nuevas áreas de  práctica incorporadas y la calidad como factor de éxito  Camilo Martínez, socio del bufete espera unos ingresos superiores en 10%, teniendo como base  la facturación del año pasado de $11.500 millones.

¿Cómo le fue al bufete en 2014?
El año pasado fue importante y lleno de cambios en la medida que el socio fundador Néstor Humberto Martínez se retiró  y  tuvimos que cerrar la firma.

La totalidad del equipo jurídico (14 personas) que son los que conforman el conocimiento y la experiencia de  una trayectoria de 18 años lo trajimos conformando nueva compañía.

Pasamos de llamarnos MNA Abogados para pasar a Martínez Neira Abogados. En total quedamos tres socios. El año pasado, aumentamos la facturación 24% ubicándose en $11.500 millones.

¿Cómo les fue por área de práctica?
La práctica que más se desarrolló fue fusiones y adquisiciones. Tuvimos una participación importante en mercado de valores y también en litigios y derecho bancario que han sido nuestros sellos. A partir de agosto se incorporó como socio Felipe Ospina con su aporte en derecho tributario, que en dos meses alcanzó su punto de equilibrio.

¿Desde cuando empieza el tema de la internacionalización?
Después de que asesoramos jurídicamente al Grupo Aval en la adquisición de BAC Credomatic, en Centroamérica, comenzamos a tener relaciones con firmas de estos territorios.

Después asesoramos a empresas y grandes organizaciones colombianas que han ido a invertir a Centroamérica y es ahí cuando nos contactaron otros bufetes  para  decirnos que estaban interesados en unirse con  nosotros para crear una firma de abogados regional que tuviera la capacidad de ofrecer a clientes colombianos bajo los estándares de nuestra firma. Empezamos a trabajar hace dos años en esta posibilidad y desde enero de este 2015 se constituyó como LatamLex.

¿Con esta alianza, cuánto esperan crecer?
Inicialmente al año nos va a aportar  entre 10% y 12% en ingresos.

Con esta alianza somos la firma colombiana que va a tener presencia en siete países. Pensamos crecer de manera sostenida de la mano de LatamLex  pero  sin dejar atrás nuestro factor de éxito y mejor activo que es la calidad.

¿Cómo es su estructura?
Esta iniciativa de regionalización está conformada por siete firmas de abogados.  Gómez Galindo Abogados y Notarios (Costa Rica), Guandique Segovia Quintanilla (El Salvador), Arenales & Skinner - Klée (Guatemala), Matamoros Bastón y Asociados (Honduras), Directum Abogados (Nicaragua), López, Villanueva & Heurtematte (Panamá) y nosotros, Martínez Neira Abogados (Colombia). Cada uno de estos bufetes están consolidados en sus países y tienen socios con mucha experiencia y trayectoria.

¿O sea que Martínez Neira Abogados deja de existir?
No, en LatamLex compartimos riesgos y utilidades con nuestros socios, pero la operación de clientes colombianos que se hace en territorio nacional la seguimos haciendo a través Martínez Neira Abogados. Es decir que somos en sí dos firmas: una regional y otra local. Aunque la unificación es un proceso que se tiene que dar de manera natural en el mediano plazo.

¿Habrá entonces nuevas áreas de práctica?
No.  Vamos a potencializar las nuevas que ya tenemos como tributaria y recursos naturales. Esta última práctica empezó en enero   con la entrada de otra socia: Alejandra Bonilla.

¿El proyecto  se limitará a Centroamérica o tienen pensado abarcar más mercados?
El límite del proyecto es América Latina, estamos buscando tener una firma regional que incluya la mayor cantidad de países en Suramérica e inclusive en el Caribe y para ello ya hemos venido teniendo discusiones con otras firmas de abogados. 

¿Cuáles serían los países que priorizarían?
República Dominicana, Perú, Chile y Ecuador.

Áreas de práctica
Camilo Martínez comentó que desde hacía dos años venían discutiendo la necesidad de aumentar su portafolio porque estaban muy limitados a temas litigiosos, comerciales y bancarios. Hoy en día, las áreas de práctica quedaron en fusiones y adquisiciones, derecho comercial y contractual, derecho financiero (mercado capitales), derecho bancario, administrativo, constitucional, proyectos de infraestructura, clientes privados (negocios de familia), derecho tributario y recursos naturales. El socio aclaró que por evitar conflicto de intereses, la firma no asesora jurídicamente casos que tengan que ver con el Gobierno.

Las opiniones

Alejandra Bonilla
Socia de Martínez Neira y Abogados

“Uno de los principales atractivos que tiene Centroamérica para nosotros es que hay muchos empresarios colombianos están incursionando en estos países, especialmente en los sectores financieros y de servicios”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.