Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Colprensa sábado, 14 de septiembre de 2013

Luego de que la Corte Suprema de Justicia decidiera abrir investigación preliminar a 27 congresistas por presunto conflicto de intereses al haber participado en la elección de Procurador, varios legisladores se defendieron de las acusaciones.

El argumento de la corte es que los parlamentarios participaron en la elección con investigaciones vigentes en la Procuraduría General de la Nación. 
 
La senadora Claudia Wilches, del Partido de la U, aseguró que la investigación disciplinaria, adelantada desde el 2 de mayo de 2011, obedece a la pérdida de un BlackBerry asignado al desarrollo de su actividad como Senadora y agrega que ninguno de sus familiares de primero y segundo grado trabaja en el órgano de control disciplinario, “por lo tanto no existía obligación en declararse impedida en elección del Procurador General de la Nación”. 
 
Por otro lado, el senador Carlos Emiro Barriga, del Partido de la U, dijo que la única investigación que tenía en la Procuraduría, se le adelantaba por presuntos vínculos con grupos paramilitares y que esta fue archivada mucho antes de la reelección de Ordóñez. 
 
Y agregó que en la primera elección, en 2008, decidió abstenerse de votar y se retiró del salón de sesiones, tras advertir que en ese momento sí se encontraba impedido. 
 
Por otro lado, el senador Juan Manuel Corzo negó conocer que se encontrara impedido a la hora de votar. Contra el dirigente político cursaba una segunda investigación por presunto tráfico de influencias en el Ministerio Público, pero al igual que la de parapolítica, este proceso fue archivado. 
 
A su turno, el senador Manuel Guillermo Mora aseguró que aunque no tiene investigaciones en su contra decidió, al igual que muchos otros, declararse impedido, pero su petición no fue aceptada por la plenaria del Senado, por lo que tuvo que votar. 
 
Por último, el senador Jorge Enrique Robledo dijo que no estaba impedido para participar en elección de Procurador pues, según él, “no existe ninguna investigación en su contra”. 
 
Robledo explicó que, por un error de la Procuraduría aparecía con una investigación en el ente de control. Pero, en respuesta a una solicitud del congresista, el 27 de noviembre de 2011, la Procuraduría Auxiliar para Asuntos Disciplinarios certificó que el senador Robledo no tenía ninguna investigación en su contra, por lo que no estaba impedido para participar en la elección. 
 
Así mismo, recordó que la bancada del Polo votó en blanco en la elección de Procurador. 
 
En la investigación aparecen los congresistas Héctor Julio Alfonso López, Musa Basaile Fayad, Bernabé Celis Carrillo, César Tulio Delgado Blandón, Jaime Enrique Durán Barrera, Aurelio Iragorri Hormaza, Carlos Roberto Ferro Solanilla, Manuel Mesías Enríquez Rosero, Honorio Galvis Aguilar, Armando Benedetti Villaneda y Daira de Jesús Galvis Méndez. 
 
La lista la completan Alexander López Maya, Jorge Eduardo Londoño Ulloa, Martín Emilio Morales Diz, Myriam Paredes Aguirre, Juan Carlos Restrepo Escobar, Jorge Enrique Robledo Castillo, Milton Arlex Rodríguez Sarmiento, Camilo Armando Sánchez Ortega, Luis Fernando Velasco Chavesa, Juan Carlos Vélez Uribe, Rodrigo Villalba Mosquera, Claudia Wilches Sarmiento y Gabriel Ignacio Zapata Correa. 
LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.