Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Angélica Benavides martes, 30 de julio de 2019

Palacino no había aceptado los delitos que se le imputaron por el mismo caso en una audiencia anterior

Luego de dos audiencias fallidas, los delegados de la Fiscalía General asistieron por tercera vez al complejo de Paloquemao para intentar presentar el escrito de acusación contra Carlos Gustavo Palacino, el expresidente de la desaparecida Saludcoop.

La Fiscalía encontró que entre 2010 y 2011 Palacino creó todo un sistema irregular junto con su vicepresidente financiero del momento, Mauricio Sabogal Jaramillo, para exigirle al Fondo de Seguridad y Garantías (Fosyga) el pago por recobro de tratamientos en salud que supuestamente requerían sus afiliados y que no estaban incluidos en el Plan Obligatorio de Salud (POS). Los cobros sumaron $14.000 millones.

Saludcoop reportaba los supuestos cobros de las Instituciones Prestadoras de Salud (IPS) que atendían a sus pacientes, con cheques de pago que presentaban al Fosyga pero que no pagaban realmente a las IPS.

Cinco meses atrás, la Fiscalía ya les había imputado a Palacino y a Sabogal los delitos de fraude procesal, estafa y falsedad en documento público.

De acuerdo con el ente investigador, ambos eran plenamente conscientes de las consecuencias de sus actos y habrían obligado a funcionarios públicos a caer en un error que generó detrimento patrimonial, pues los funcionarios recibían los documentos creados por ambos directivos para reclamar dinero que no le habían pagado a las entidades en las que eran tratados sus afiliados.

Carlos Gustavo Palacino ya había sido condenado a pagar $1,4 billones en conjunto con otros exdirectivos de la extinta Saludcoop.

De acuerdo con la Contraloría General, dicho pago debía retornar al sistema de salud dado que los actos de los exdirectivos de Saludcoop habían terminado en un detrimento a las cuentas nacionales.

En ese momento, la Contraloría destacó que el dinero debía retornar al sistema de modo que se garantizara la adecuada prestación del servicio, pues de otro modo los $1,4 billones únicamente ayudaría a mejorar las finanzas de Saludcoop, cooperativa que terminaría beneficiando los intereses de unos pocos particulares.

Al cierre de esta edición no se conocía si Palacino aceptó los cargos que se le imputan, acto que le permitiría una rebaja en la pena que pidió la Fiscalía en su caso.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.