Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

martes, 18 de marzo de 2014

Otro precedente sentó la Superintendencia de Industria y Comercio. La entidad anunció que multó a la compañía Mailex S.A.S. por no desembolsar el dinero exigido por una de sus clientes.

La compañía vendió vía telefónica una máquina para hacer ejercicio y a pesar de que la compradora la quiso devolver tres días después, la empresa negó su derecho.

La multa impuesta por la Superindustria supera los $55 millones. Además de la penalidad impuesta por la SIC a Mailex por desconocer el derecho de retracto, le ordenó a la empresa devolver la totalidad del dinero pagado por la máquina trotadora a la compradora, valor que asciende a $2.999.990.

El derecho de retracto está incluido en el Estatuto del Consumidor (Ley 1480 de 2011), y este puede ser exigido por los consumidores en cuatro casos principales: cuando la compra es financiada por el mismo establecimiento de comercio donde se hace, cuando se hacen ventas a distancia (telefónicas, internet), cuando se adquieren tiempos compartidos de planes turísticos y cuando se hacen ventas bajo métodos no tradicionales.

En todos los casos, el comprador puede hacer valer su derecho de retracto en los cinco días posteriores a la compra o a la recepción del producto.

“Teniendo en cuenta que la sociedad Mailex S.A.S., en su condición de vendedora, no dio respuesta a la solicitud de retracto de la consumidora ni reintegró el dinero pagado dentro de los treinta días calendario siguientes, como era su obligación legal, la consumidora interpuso una demanda judicial ante la Superintendencia de Industria y Comercio para la protección de sus derechos”, dijo la SIC en un comunicado.

Además la multa para la compañía ascendió a $55 millones porque cuando fue notificada de la demanda impuesta por la consumidora, esta guardó silencio.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.